Buscar: (Pulse para búsqueda avanzada) Ir
Imprima esta página | Envíe a un amigo

Dolor de cadera y muslo

La cadera es una articulación esférica, rodeada de músculos grandes y una cavidad profunda. La articulación en sí es muy estable.

Ilustración de la cadera y el muslo

Causas

Con mayor frecuencia, el dolor en la cadera y el muslo depende de lesión de músculos, tendones o bolsas (bursas), generalmente por una caída, un golpe, o uso excesivo.

Tirón en la ingle

Un tirón en la ingle puede estar causado por un cambio rápido de dirección mientras usted se está moviendo, lo que suele ocurrir en deportes como hockey, tenis y baloncesto. Un tirón en la ingle puede dar como resultado dolor, hipersensibilidad y rigidez en planos profundos de la ingle, lo que dificulta la actividad.

Tirón de los tendones de la corva

Un tirón de los tendones de la corva es una lesión del grupo de músculos que se encuentran en la parte posterior del muslo y que se fijan en la pelvis, justo por detrás de la rodilla. Los tirones o desgarros pueden ocurrir por un movimiento enérgico repentino, como correr a toda velocidad para robar una base. Las lesiones de los tendones de la corva ocurren más a menudo en el centro del músculo, pero los tendones de la corva también pueden desgarrarse desde el hueso de la pelvis, justo por debajo de la región glútea. Los tirones y desgarros de los tendones de la corva causan dolor, limitación del movimiento, y a veces moretones o mucha hinchazón.

Bursitis

La bursitis en la cadera por lo general afecta la cavidad de la cadera y causa hipersensibilidad, dolor e hinchazón en la parte externa de la cadera donde se fijan algunos músculos grandes de la región glútea. La bursitis en la cadera puede causar dolor que se disemina hacia la región glútea y en dirección descendente hasta la rodilla. La bursitis en la cadera puede estar causada por actividades como caminar rápido, baile aeróbico, o cargar a un bebé en la cadera. También puede originarse por afecciones que alteran la inclinación normal de la pelvis, como tener una pierna más corta que la otra.

Contusión del muslo ('Charley horse')

La contusión del muslo es una lesión muscular dolorosa causada por contusión del muslo. Los calambres típicos de una contusión del muslo pueden acompañarse de dolor, hinchazón, rigidez y alteraciones del color de la piel. Use el método RICE justo después de cualquier golpe importante en el muslo. Continúe la aplicación de hielo durante varios días a fin de ayudar a aliviar el dolor y la hinchazón. Luego de algunos días, empiece a hacer ejercicios de estiramiento suaves. El calor puede ayudar, pero no lo aplique sino hasta al menos tres días después de la lesión.

Síndrome piriforme

El síndrome piriforme es una irritación del músculo piramidal de la pelvis, uno de los músculos de menor tamaño que yace bajo los músculos grandes de la región glútea. La irritación puede ocurrir si se permanece sentado o de pie durante períodos prolongados o se repiten ciertos movimientos. Cuando el músculo piriforme se tensa y presenta espasmos, tal vez se ejerza presión sobre el nervio ciático que inerva la pierna. La irritación, llamada síndrome piriforme, puede causar dolor, entumecimiento y hormigueo desde la región glútea hasta el pie por la parte posterior de la pierna. Los síntomas de esta afección a menudo pueden confundirse con los de enfermedad de disco de la columna vertebral. Una manera de determinar si el problema es el síndrome piriforme es acostarse sobre el estómago con las rodillas juntas y flexionadas, de modo que los pies estén en el aire. Permita que los pies se separen suavemente hacia los lados. Si siente dolor en la región glútea al separar los pies, su problema probablemente es el síndrome piriforme.

Medidas para el cuidado de sí mismo

Para tirones o desgarros de la ingle o de los tendones de la corva:

  • Use el método RICE, y medicamentos para el dolor

  • Dependiendo del daño del tejido muscular, usted quizá necesite usar muletas durante algunos días.

Para bursitis:

  • Use el método RICE, y medicamentos para el dolor.

  • Evite la actividad que empezó la inflamación.

Para la contusión del muslo:

  • Aplique hielo en todo el músculo, o en la mayor parte que sea posible, inmediatamente después de la lesión.

  • Descanse el área. No trate de moverla a pesar del dolor.

  • Use el método RICE, y medicamentos para el dolor.

  • Vea a un doctor si no mejora en 7 a 10 días

Para el síndrome piriforme:

  • Mientras esté sentado, cruce la pierna izquierda de modo que el tobillo esté apoyado encima de la rodilla derecha. Ejerza presión suave sobre el lado interno de la rodilla izquierda hasta que sienta estiramiento en los planos profundos de la cadera. Intensifique el estiramiento al inclinarse hacia adelante. Cambie de pierna.

Preocupaciones especiales en niños

Los niños pueden presentar los mismos problemas de cadera y muslo que los adultos, pero hay varios problemas únicos en los niños que pueden afectar los huesos de la cadera y los muslos. Dado que los niños todavía están en crecimiento, estos problemas exigen atención médica para prevenir problemas a largo plazo.

Enfermedad de Legg-Calve-Perthes

La enfermedad de Legg-Calve-Perthes es una rotura de la cabeza del fémur, que es el hueso largo del muslo que se encaja en la articulación de la cadera. La pérdida del riego sanguíneo que va hacia la cadera hace que una zona de la parte superior del hueso muera y se deteriore.

Los síntomas pueden incluir cojera, dolor en el área de la ingle o en la parte interna del muslo, y dolor en la rodilla. El reposo generalmente alivia el dolor; la actividad lo empeora. Puede haber rigidez de la cadera y debilidad del muslo. A menos que la cadera esté inflamada o el doctor recomiende tracción, un niño con enfermedad de Legg-Calve-Perthes puede jugar normalmente. El deterioro causado por la enfermedad por lo general cura por completo y no vuelve a aparecer. En algunos casos un niño con enfermedad de Legg-Calve-Perthes tal vez necesite usar una férula o un dispositivo ortopédico, o requerir reposo, tracción, o incluso una intervención quirúrgica a fin de asegurar que el hueso nuevo en la cabeza del fémur crezca de manera apropiada.

Deslizamiento de la epífisis de la cabeza del fémur

En el deslizamiento de la epífisis de la cabeza del fémur, la cabeza del fémur se desliza hacia afuera de su lugar. Esta afección generalmente ocurre en niños de 9 a 12 años de edad, cuando empieza la pubertad. El deslizamiento puede ocurrir en el transcurso de varios meses o de manera repentina, luego de una caída u otra lesión de la cadera. Los síntomas pueden ser cojera, dolor en el área de la ingle o en la parte interna del muslo, y dolor en la rodilla. El reposo por lo general alivia el dolor; la actividad lo empeora. Puede haber rigidez de la cadera y debilidad del muslo.

El tratamiento para deslizamiento de la epífisis de la cabeza del fémur es la intervención quirúrgica. Generalmente es muy eficaz, pero debe hacerse de inmediato. Sin tratamiento, la afección puede llevar a artritis en etapas tempranas de la edad adulta.

Sinovitis

La sinovitis es la inflamación de cualquier articulación. Se desconoce la causa. En niños, la sinovitis de la cadera sobreviene con mayor frecuencia entre los dos y los cinco años de edad. Los niños por lo general se despiertan con cojera, con o sin dolor. Su doctor quizá recomiende reposo en cama. Los síntomas generalmente duran 3 a 14 días. Usted necesita vigilar la temperatura del niño. Si aparece fiebre, es necesario que lleve a su hijo al doctor.

Guía para la toma de decisiones en presencia de dolor de la cadera y el muslo

Síntomas/Signos

Acción

Dolor o lesión por uso excesivo que dura menos de siete días

 Cuídelo usted mismo

Tirón o desgarro del músculo que causa hipersensibilidad al tacto, rigidez, dolor o dificultad para caminar, correr o subir escaleras

 Vea al proveedor de atención médica

Dolor en la parte externa de la cadera, posiblemente hasta la rodilla

 Vea al proveedor de atención médica

Hinchazón, dolor o rigidez después de un golpe en el muslo

 Vea al proveedor de atención médica

Cualquiera de los síntomas anteriores, que no mejoran en el transcurso de 7 a 10 días

 Vea al proveedor de atención médica

Dolor sordo en la cadera y la ingle al caminar o subir escaleras

 Vea al proveedor de atención médica

Dolor intenso en la región glútea con el ejercicio; el dolor cesa cuando se suspende la actividad

 Vea al proveedor de atención médica

El dolor interrumpe el sueño

 Vea al proveedor de atención médica

Dolor intenso luego de una caída o un golpe

 Busque ayuda ahora

Golpe o lesión grave de la cadera o el muslo; incapacidad para mover la zona o para cargar peso; deformidad visible

 Llame al 911

Extraído de: Well Advised, Second Edition, Text copyright © 2003 Park Nicollet Institute
Redactor en línea: Sinovic, Dianna
Revisor médico: Cineas, Sybil MD
Última revisión: 5/25/2004
Fecha último modificado: 3/14/2003
Copyright Institute for Research and Education, HealthSystem Minnesota and/or Health Ink & Vitality Communications; Illustrations Copyright The StayWell Co.